Ir al contenido principal

Picaronia reseña la novela Quiero Respirar



Imagen de Picaronia




Aunque suena a falacia, es totalmente cierto, que para los que nos dedicamos al maravilloso y concurrido mundo de la escritura, existan lugares como estos, Picaronia, donde se dé visibilidad a nuestras novelas. 


Todo un lujo del que no deberíamos prescindir.

Muchos lectores acuden a estos espacios web para dejarse aconsejar sobre cuáles serán sus próximas lecturas.

Pues bien hoy picaronia.com ha publicado una gran reseña para Quiero Respirar. Y digo gran, no porque me guste lo que en ella se dice, que también, sino porque al leerla se nota claramente que se le ha dedicado tiempo y cariño a la lectura.

Por ello desde aquí les doy mi enhorabuena y os animo a visitarlos para conocer el punto de vista que dieron a esta novela que tras dos años sigue ganando el corazón de los lectores.










Puedes adquirirla en Amazon, por pedido directo a el correo aichaju2@gmail.com y la recibirás firmada sin gastos de envio (nacional). 
Además puedes pedirla a tu librero, él seguro te la hará llegar. 


Comentarios

Entradas populares de este blog

Nunca más. Relato bullying escolar. Se buscan valientes.

¡Hola, mariposas!
Nunca más, es un relato que nace desde la humildad y las ganas de aportar un pequeño grano de arena a este problema social que nos afecta a todos en mayor o menor grado.
El acoso escolar o bullying es un problema que está comenzando a ser demasiado común en colegios e institutos.
Como madre, es un tema que me asusta y mucho. Por desgracia, lo he vivido recientemente a través de la hija de una gran amiga. Y os puedo asegurar que todo lo que nos cuenta o nos enseña la televisión, es poco para lo que de verdad llega a suponer tener un hijo acosado.
El acosado sufre un deterioro psíquico, difícil de reparar, su recuperación siempre irá en función de lo a tiempo que se llegue a ser conocedor del problema. Situación en la que centros y profesorado tienen una responsabilidad a la hora de detectar el problema lo antes posible. No es fácil, lo sé, pero tampoco imposible.

Quiero Respirar de Chary Ca. Siente mariposas a tu alrededor

QUIERO RESPIRAR

Capítulo 1.


Domingo, 10de febrero de 2013.
El ruidodel despertador empezó a martillear su cabeza. Sabía que la fiestale  pasaría factura, sus amigas erantremendasy desde hacía un mes sussalidas eranun auténtico desfase. De camino a la ducha sonrió al recordarlas, le iría bien el agua y un café cargado para despejarse, el día sería duro, losturnosde veinticuatrohorasen las urgenciasde un hospital siempre lo eran. Bajó al garaje para coger su coche, un Mini blanco al que le tenía mucho cariño, lo único con lo que se quedó despuésde queNando le rompierael corazón a pedazos. Tenía gracia,él que era cirujano cardiovascularyse ganaba la vida arreglando corazones, había destrozado el suyo de tal maneraque era incapaz de saber cuánto tardaría en recuperarse. Ver a Nando con la residente en su despacho era una imagen que no olvidaría, y el motivo que hizo que tomara la determinación de no saber nada de hombres por una larga temporada. Se centraría en su carrera y se divertiría con su…

Primeros capítulos de A través de su objetivo. Chary Ca.

Capítulo 1

La gente se volvía a su  paso. La miraban entre sorprendidos, divertidos y expectantes. No era muy normal ver a una mujer vestida de aquella guisa y corriendo bajo la lluvia. Cuando ya no podía más y el aire no llegaba a sus pulmones, paró, miró hacia atrás y comprobó que de momento su pasado no la perseguía. Estaba aterrada por lo que acababa de hacer. Al mismo tiempo se sentía liberada y culpable. De pronto la invadió el pánico. «Y ahora ¿qué?». ¿Qué hacía, sin dinero, sin teléfono, sin lugar a donde ir? Miró a su alrededor. Había dejado de llover, pero la calle estaba desierta, desierta como su existencia. Se sentó en un banco, de un parque cualquiera. En aquel mismo banco estaba sentada una anciana y su perra. Ambas se giraron hacia ella instantáneamente. Tan evidente fue que se sintió en la obligación de explicarse. —Hola. Yo acabo... de escaparme. —Ya imagino. Pero sabrás que hay cosas en la vida de las que no se puede huir. Otras, sin embargo, lo mejor es dejarlas pasar…